LA GUERRA CIVIL EN JAÉN(1936-1939).




         Al amanecer del día 19 de julio de 1936 se conocía en Jaén los sucesos ocurridos en el protectorado africano el día anterior.Diferentes organismos provinciales se pusieron en contacto con Madrid. El gobernador civil, Luis Ríos Zuñón, presionado por los sectores adictos a la legalidad republicana, se decidió a armar las milicias populares para defender la República. En el Cuartel de la Guardia Civil, única fuerza militar importante de la provincia, se había concentrado un número importante de efectivos, pero reinaba la indecisión..Aunque no se aceptaba la orden del gobernador de proporcionar armas al pueblo,los mandos estaban divididos sobre el partido que debían tomar.

         Proyectiles y bombas de la Guerra Civil Sólo tres capitanes, entre ellos Santiago Cortés, manifestaron su decidido apoyo al alzamiento militar.Sin embargo, el teniente coronel y algunos comandantes no vieron clara la situación y no se decidieron a salir a la calle. De esta manera, los paisanos preparados de antemano,tuvieron que recluirse también, y la rebelión militar fracasó en la capital y en la práctica totalidad de la provincia. Jaén fue la excepción a las restantes provincias andaluzas que sí decidieron sublevarse en respuesta a la llamada realizada por Queipo de LLano desde Sevilla, que declaró inmediatamente el estado de guerra en toda Andalucía.

         De esta forma, las milicias republicanas tomaron las calles y el sistema de colectividades se extendió muy rápidamente por toda la provincia de Jaén. La capital jiennense sufrió durante el conflicto fuertes bombardeos por parte de la aviación nacionalista, siendo el más virulento el sufrido a las 17:22 horas del día 1 de abril de 1937 cuando cinco trimotores Junkers de la Legion Condor del ejército nazi al servicio de régimen franquista,fueron enviados a Jaén por el General Queipo de Llano. Su misión: una operación de castigo sobre la población civil jiennense. Tras sobrevolar la capital dejaron caer su mortal carga sobre una población indefensa compuesta fundamentalmente por refugiados y desguarnecida de defensas antiaéreas. El balance fue trágico. Se contabilizaron 159 fallecidos por acción directa de las bombas así como 280 heridos.

         Este hecho desató las iras del Frente Popular que rápidamente decretó, en los posteriores días 2,3,4,5 y 7 de abril de 1937, la conducción de 128 presos derechistas desde la Cárcel de la Catedral y la Prisión Provincial hacia el cementerio de Mancha Real, donde fueron fusilados como represalia por este bombardeo. A raíz de estos hechos se construyeron en la ciudad de Jaén numerosos refugios antiaéreos.En la actualidad se conservan dos de ellos: el de la Plaza de Santiago y el que existe junto al Hospital de San Juan de Dios.

         Un año antes, es decir, los días 11 y 12 de agosto de 1936 partieron desde Jaén hacia Madrid dos trenes cargados de derechistas y eclesiásticos jiennenses, conocidos como los "trenes de la muerte".En el primero de ellos,un grupo de milicianos llevó a cabo en Madrid la ejecución de importantes personalidades políticas jiennenses,fusilando a once derechistas. No corrió la misma suerte el segundo tren, compuesto por 300 reclusos, entre los que iba el Obispo de Jaén, Manuel Basulto Jiménez, que murió asesinado a su llegada a Vallecas junto a casi todos los demás componentes de esta segunda expedición.

         Alcalá la Real, Lopera y Porcuna fueron las tres únicas localidades de la provincia de Jaén que fueron tomadas por el ejército nacional del General Queipo de Llano en su avance por tierras jiennenses, por lo que el frente quedó situado dentro de estos límites durante gran parte de la contienda.La ocupación el 29 de marzo de 1939, por parte de las tropas nacionalistas, de las localidades de Andújar, Marmolejo, Bailén, La Carolina, Linares, Arjona, Martos y Jaén, supuso el final de la guerra civil y la victoria del ejército rebelde o franquista en la provincia de Jaén y en el resto de España.

         A partir de ahora, comenzaría la represión de los que ganaron la guerra, que supuso en España en el periodo 1939-1950 la ejecución de aproximadamente 28.000 personas, de las que 1.280 pertenecían a la provincia de Jaén.Nada más concluir la contienda,comenzó el encarcelamiento de todos los dirigentes republicanos que no lograron conseguir el exilio.Los Ayuntamientos de la provincia fueron tomados en pocos días por militares nacionales,quienes aplicaron las primeras medidas municipales de urgencia. Los ajusticiados eran acusados de haber cometido un delito de "adhesión a la rebelión y ser considerados como "desafectos al régimen". Los más afortunados fueron condenados tan sólo a varios años de cárcel,que cumplían por lo general en la Prisión Provincial de Jaén, y otros eran enviados a campos de concentración, que en la provincia de Jaén estaban situados en los municipios de Higuera y Santiago de Calatrava. En la capital jiennense las ejecuciones se llevaban a cabo en las paredes del Cementerio Municipal de San Eufrasio o en los patios de la Prisión Provincial de Jaén.

         La mayoría de estos cadáveres fueron enterrados en fosas comunes realizadas días antes de la fecha señalada en el Cementerio Municipal de San Eufrasio. La que mayor número de ejecutados albergó fue la número 702, en la que se inhumaron 1.648 cadáveres. Sobre dicha fosa,tras un desplome de tierras en el que afloraron cientos de restos humanos, el Partido Socialista de Jaén, por iniciativa del entonces concejal Cándido Méndez, colocó en el año 1983 una gran lápida de mármol en recuerdo a aquellos represaliados.

Fosa Común  de la Guerra Civil existente en el Cementerio de San Eufrasio de Jaén

------------------------------------------------------------------------------------------

         - SÁNCHEZ TOSTADO, LUIS MIGUEL. La Guerra Civil en Jaén. Edición propia. Jaén. 2006.

         - COBO ROMERO, FRANCISCO. La Guerra Civil y la represión franquista en la provincia de Jaén. IEG. Jaén. 1993.

         - MARIN MUÑOZ, ANTONIO. La Guerra Civil en Lopera y Porcuna.Vestigios de la Contienda. Lopera.2001.

         ------------------------------------------------------------------------------------------




Batalla de Lopera





VOLVER A INICIO